viernes, 12 de julio de 2019

Cómo mejorar la calidad de tus traducciones


Los traductores como yo, que soy traductor certificado de italiano –español, estamos muchas veces enfocados en encontrar más clientes y más clientes, sin darnos cuenta que mejorar nuestros servicio, podría ser una opción para mantener los clientes que ya tenemos.

Para mejorar nuestro servicio de traducción deberíamos reflexionar sobre un aspecto básico: la comunicación antes, durante y después del proceso de traducción

Antes de traducir el traductor podría hacer unos ajustes en la forma en que mantiene la correspondencia con sus clientes para que las respuestas sean más rápidas y eficientes. De esta manera incluso se lograría tener con ellos un contacto regular, que permite construir una relación de confianza entre el cliente y el traductor.

Durante el proceso de traducción se debería mantener una estrecha comunicación con el cliente para ver como planear la revisión del documento, definir las prioridades de la traducción, entender cuál es el lenguaje correcto de la traducción para el cliente. En muchas ocasiones el traductor no sabe a quién, para que se va a usar el texto que está traduciendo, lo cual regularmente termina siendo un problema para el cliente que recibe un texto mal traducido desde su punto de vista.

Después de traducir será bueno siempre pedir a los clientes un feedback, tal vez a través de una encuesta sobre el servicio de traducción que ofrecimos.




No hay comentarios:

Publicar un comentario