domingo, 30 de octubre de 2016

EL PROCESO DE TRADUCCION

El día de hoy me quiero enfocar en el tema del proceso de traducción, ya que muchos neófitos de la traducción y en muchas ocasiones también de los clientes la mayoría no están familiarizados con la idea de que la traducción es un proceso. 

 Se puede dividir el proceso de traducción en tres diferentes fases: la recepción y comprensión del texto, la redacción y la revisión

1.  Recepción y comprensión del texto:
 En esta fase el traductor debe en primer lugar leer el texto. En la fase, se decodifica el sentido del texto original, estableciendo las unidades de sentido a nivel de palabra, frase o incluso una o más oraciones. 
En segundo lugar el traductor debe entender claramente las instrucciones del cliente en cuanto a la traducción que se va a realizar. En esta fase el traductor tiene que plantear al cliente las preguntas necesarias en cuanto al texto original y al texto que se pretende obtener con la traducción.

2.  Redacción:
En esta fase el traductor traduce el texto original. El traductor usa todas las herramientas que cree pertinentes programas de procesador de textos, programas de traducción, glosarios etc.

3.  Revisión:

Esta fase sea tal vez la más importante de todas. El traductor en esta fase no revisa nada más el texto desde un punto de vista formal sino también comprueba que el texto meta cumpla con los requisitos y las instrucciones del cliente.

lunes, 10 de octubre de 2016

¿QUE ES UNA ‘DICHIARAZIONE DI VALORE’ Y PARA QUE SE NECESITA?

Qué es una ‘dichiarazione di valore’ y para qué se necesita?. Esta es una de las preguntas más frecuentes de mis clientes cuando necesitan una traducción certificada del español al italiano de un titulo de estudio.
La ”Dichiarazione di Valore” es un documento que certifica el valor de un titulo de estudio otorgado por un sistema educativo diferente al sistema educativo italiano. La Dichiarazione di valore es redactada en italiano porque el documento es emitido por la Autoridades diplomáticas italianas, tales como Embajadas y Consulados italianos de todo el mundo.

Es necesario para su emisión que los títulos de estudio tengan la Apostille de la Haya.
La ´Dichiarazione di valore` es necesaria por ejemplo en los siguientes casos:
a)  inscripción a una Universidad italiana o continuación de los estudios en Italia.
b)  homologación de un titulo universitario para continuar con estudios post universitarios,  como master y doctorados.
c)   revalidación de estudios otorgados por un sistema educativo no italiano.
La ‘Dichiarazione di Valore’ tiene como fin él de describir el valor del titulo de estudio adquirido en el extranjero para que luego sea presentado a las autoridades italianas correspondientes según el tramite que vaya a realizar con el titulo en objeto.

Los datos mencionados en la ‘Dichiarazione di Valore’ conciernen la denominación de la institución escolar o universitaria, el valor del titulo en el país donde se otorgó, la duración del curso y cualquier otra información que pueda ser útil para que el titulo sea valorado en Italia.
Ese procedimiento es necesario porque los títulos extranjeros no son automáticamente reconocidos en Italia.

lunes, 3 de octubre de 2016

LA ETICA DEL TRADUCTOR

Comúnmente se tiene la idea de que traducir significa nada más pasar un contenido de una lengua a otra, si así fuera, el trabajo del traductor seria muy sencillo.
Traducir significa mucho más, es trasmitir un mensaje a un receptor que habla otro idioma, que vive en una cultura diferente, y es allí donde el trabajo del traductor se complica y es el punto donde pueden intervenir diferente cuestiones relacionadas a la ética.

En primer lugar un traductor ético debe respetar el texto siendo fiel (en la medida de lo posible) al contenido, al propósito general y a los valores discursivos presentes en el texto original. Es muy común escuchar la equivalencia traducir = traicionar cuando se habla del trabajo del traductor, pero un profesional del sector de la traducción nunca traiciona el texto.

En segundo lugar un traductor ético es imparcial, el trabajo del traductor consiste en hacer pasar un mensaje sin que se note su presencia, lo cual significa que el traductor cuando desempeña su trabajo no debe comunicar a través del texto sus ideas políticas o creencias en el texto. El traductor a lo largo de su carrea puede verse el situación de traducir textos de los cuales no comparte las ideas o va contra sus principios morales y políticos. Si como profesional piensas no poder hacer un buen trabajo es mejor en este caso rechazarlo.

Finalmente un traductor ético es confidencial. Un traductor no debe hablar o escribir sobre sus clientes o los textos y contenidos que traduce. En muchos casos los clientes nos piden firmar contratos de confidencialidad para que la información a traducir y la información traducida quede protegida.